martes, 23 de febrero de 2010

Vuelta y Vuelta a Berlín


Qué dónde me encuentro? Eso mismo me pregunto yo todos los días cuando me despierto. He ido y vuelto a Berlín, he pasado por Madrid, haciendo escala en Munich. Y volviendo a Berlín, me hacia yo semejante reflexión:por qué volver por aquí dónde no se puede pasear en un invierno duro como este que estamos padeciendo en Alemania?

Nunca he visto una ciudad en la condiciones de Berlín este invierno. Sus calles como auténticas pistas de hielo, donde pasear o simplemente cruzar de acera es todo un riesgo para la salud. He visto caerse a ancianos, que pensaba yo... no podrían quedarse en casa tal y como está el panorama? Ninos, dándose unos culetazos de cuidado y madres asustadas titubeando al recogerlos. Y a todo esto en medio de la calle más principal de Berlín oeste ,la Kudamm, una anciana encaramada a un escaparate pidiendo auxilio y sin saber como salir del embrollo en el que se había metido. Me dio verdadera pena, pero tuve que pasar de largo. Yo no me tiro otros tres meses inmovilizada con el pie cual bota, por socorrer a una anciana, que en días y circunstancias semejante, no decide quedarse como corresponde a su edad. Quieta, calentita y mirando por la ventana... y que sean protagonista de accidentes y caidas otros.

6 comentarios:

susana dijo...

Es curioso que no estén ya habituados a esta situación y no sepan las precauciones que deben tomar. Un beso.

uncastellano dijo...

Pasear por el Berlín helado es como patinar en la Salamanca congelada ;-)

mxg dijo...

Ya vale, queremos primavera, ya!

María dijo...

El día que vuelva el sol habrá que preparar una fiesta. Vaya añitooooo!!

Besotes.

marihertta dijo...

Supongo que el mejor lugar para estar en esos días era alguna sus saunas tan maravillosas, no?:P

simplemente yo dijo...

Como dice Susana lo que sorprende es que la gente que vive allí no esté preparada para hacer frente a esas cosas y no tomen medidas como quedarse en casa. Besos